fbpx
COVID-19

Diabetes Y COVID-19: Cómo se relacionan

Conoce cómo COVID-19 puede afectar a pacientes con diabetes

A muchos de nosotros nos toca enfrentar por primera vez una alerta de emergencia global. Aprender qué es el distanciamiento social y tener que lidiar con ello es algo totalmente nuevo, al menos para las tres últimas generaciones. También el sentirnos preocupados por nuestros padres y por nuestros abuelos es natural, y tal vez, la buena noticia en todo esto es que nos ha tocado vivir esta crisis en una época en donde la tecnología y sus recursos nos permiten estar informados y cerca de los que queremos.

COVID-19 y comorbilidades

Ciertamente, aún quedan muchas cosas por saber acerca de la pandemia de COVID-19, ya que como una familia de virus totalmente desconocida, los científicos han tenido que redoblar esfuerzos para ir descubriendo sobre la marcha su anatomía, comportamiento y daños a la salud. Sin embargo, gracias a ello ahora sabemos que existe una población más vulnerable al coronavirus, y a la cual debemos prestar mayor atención.

Las investigaciones científicas arrojaron que las personas de la tercera edad y aquellas personas con diabetes o cualquier tipo de enfermedad crónica, como hipertensión, Parkinson, cáncer, obesidad o enfermedades cardíacas, u otras, son más propensos a tener mayores complicaciones en cuanto se infectan de COVID-19. Pero, ¿por qué a ellos les afecta en mayor medida?

Mientras que nuestras defensas –ya de por sí debilitadas– tratan de luchar contra el padecimiento preexistente, la llegada de un nuevo huésped a nuestro cuerpo termina por comprometer al sistema inmunológico, lo que genera complicaciones y un mayor tiempo de recuperación a comparación de otras personas.

Diabetes y COVID-19

Un nuevo estudio publicado por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), sugiere que los más afectados son los diabéticos, primordialmente las personas con Diabetes Tipo 1, también conocida como “diabetes juvenil o insulinodependiente”, en la que las células del páncreas son destruidas por el propio sistema inmune, evitando que se produzca insulina.

La investigación revela que COVID-19 prospera en un ambiente elevado de glucosa en la sangre, entorpeciendo el sistema digestivo y complicando funciones biológicas para permitir que los pacientes puedan beber líquidos. De esta forma, el cuerpo deja de absorber los electrolitos necesarios.

Los CDC recomiendan a la población vulnerable, pero sobre todo a los diabéticos, permanecer en casa el mayor tiempo posible. Para abastecerse de provisiones y alimentos pueden recurrir a las tiendas en línea, hacer el súper por teléfono o encargarlo a algún vecino o familiar. En caso de que esto no sea posible, es vital que se aseguren de mantener al menos un metro de distancia entre una persona y otra.

Cuidados que debes ante la COVID-19 si tienes diabetes

Las personas con diabetes deben duplicar sus cuidados, puesto que a los que acostumbran normalmente para su enfermedad deben sumar los generales para la población ante el coronavirus. Además del lavado de manos, evitar tocarse la cara antes del lavado de manos o desinfectar superficies, se suman otras como:

  • Asegúrate de tener todos los datos de contacto relevantes a mano en caso de que los necesite.

  • Presta especial atención a tu control de glucosa.

  • Si presentas síntomas similares a los de la gripe (temperatura elevada, tos, dificultad para respirar), es importante consultar a un profesional de la salud. Si estás tosiendo flema, esto puede indicar una infección, por lo que debes buscar asistencia médica y tratamiento de inmediato.

  • Realiza ejercicios moderados en tu hogar.

  • Cualquier infección elevará tus niveles de glucosa y aumentará tu necesidad de líquidos, así que asegúrate de poder acceder a un suministro suficiente de agua.

  • Asegúrate de tener un buen suministro de los medicamentos para la diabetes que necesitas. Piensa en lo que necesitarías si tuvieras que estar cuarentena durante algunas semanas.

  • Asegúrate de poder corregir la situación si tu glucosa en la sangre cae repentinamente.

  • Si vives solo, asegúrate de que alguien en quien puedas confiar sepa que tienes diabetes, ya que puedes necesitar asistencia si te enfermas.

Estas recomendaciones son dadas por la Federación Internacional de Diabetes (FID)

Si tienes más dudas sobre COVID-19, escríbenos siguiendo este enlace.

Comenta esta nota

Palabras clave: